Dos niños y dos niñas recibiendo instrucciones de baile. El aprendizaje vicario.

El aprendizaje vicario y sus cuatro factores

Piensa 15 de mar. de 2022

Respecto al misterio acerca de cómo aprende el ser humano y cómo adopta sus aptitudes en su vida, el psicólogo Albert Bandura propuso una teoría que explica estas cuestiones.

El aprendizaje vicario es conocido también como aprendizaje social. Muchos psicólogos han intentado abordar este tema y en su camino se propusieron corrientes como la de Skinner sobre el  aprendizaje por condicionamiento operante, la cual se basa en el aprendizaje a través de recompensas y castigos.

Pero según Bandura, el ser humano puede aprender a través de la observación. Y dejó en evidencia que se puede aprender a través de las experiencias de otras personas, además reveló que existen procesos cognitivos en el aprendizaje.

Tradicionalmente, la psicología había propuesto teorías como las de Pavlov y Skinner, quienes decían que el ser humano aprendía por sus propios medios basándose en los estímulos y respuestas, como también por conductas premiadas y/o castigadas.

¿Qué es el aprendizaje vicario?

La base que fundamenta el aprendizaje vicario es la observación.

Esta teoría resulta interesante, pues es necesario un mecanismo cognoscitivo que medie entre la presentación de un modelo y la ejecución del comportamiento que se observa. Esta afirmación, subyace de la investigación de Arriaga-Ramírez, Análisis conceptual del aprendizaje y la imitación.

Los experimentos realizados por Bandura demostraron que el mecanismo de estímulo y respuesta era muy simple para explicar lo complejo que es el proceso de aprendizaje.

El experimento Bandura

Esta teoría fue propuesta en 1977 como parte de la teoría de aprendizaje social, pero, todo surgió después de varios experimentos realizados.

Anteriormente en la corriente conductista, los experimentos se habían realizado con animales. Pero Bandura experimentó con niños y niñas en edad de preescolar, y el estudio más reconocido es el del muñeco bobo.

Este experimento consistía en que un grupo de niños y niñas observaban que el muñeco era agredido, mientras que otro grupo observaba que se podía permanecer con una actitud pacífica al lado el muñeco.

Entonces los grupos reaccionaban de acuerdo a lo que observaban. Es decir, si veían una actitud agresiva, esta era imitada; lo mismo ocurría si el comportamiento era de calma y tranquilidad.

Con esto, Bandura demostró que una conducta se puede adquirir a través de la observación a otro individuo o modelo.

Si el comportamiento observado genera una recompensa, esta nueva conducta se puede repetir en futuras ocasiones.

dos niños y tres niñas filados recibiendo instrucciones de su maestra, uno está desconcentrado. Aprendizaje vicario

Factores que inciden en la teoría del aprendizaje social, vicario

1. La atención

Es de suma importancia que las personas fijen su atención en el comportamiento; esto parece obvio, pero la realidad es que existen distractores que pueden incidir de forma negativa en el proceso de aprendizaje.

Una situación o escenario novedoso requerirá mayor atención comparado a los que ya se conocen, por eso, la atención es indispensable.

2. Retención

Un comportamiento se puede repetir siempre y cuando se garantice la retención o recordación de las imágenes observadas.

Para retener es importante la imaginación y el lenguaje.

3. Reproducción

Los aspectos simbólicos son clave para que el comportamiento pueda ser reproducido. Si se garantizan la atención y la retención, existe la posibilidad que el comportamiento pueda ser repetido.

Entonces, la práctica es decisiva para que los comportamientos sean mejor imitados.

4. Motivación

Un factor importante es que las personas estén motivadas por aprender. Para ello son importantes las expectativas que se tienen referente a la conducta.

Efectos del aprendizaje vicario

  • Instructor: a mayor intensidad, más posibilidad de reproducir la acción.
  • Inhibitorios y no inhibitorios: este se ve reflejado si la persona observa consecuencias negativas.
  • Facilitación: siempre y cuando la conducta sea sencilla, esta será repetida con mayor facilidad.
  • Incremento de estimulación ambiental: el entorno tiene una relevancia a la hora de desplegar una conducta, es decir, si este la propicia o no.

Referencias bibliográficas

Arriaga-Ramírez, J. C. P., Ortega-Saavedra, M. G., Reynoso, G. M., Olivares, F. H., Maldonado, E. J., Cuadros, A. R., & Cruz-Morales, S. E. (2006). Análisis conceptual del aprendizaje observacional y la imitación. Revista Latinoamericana de Psicologia.

Iglesias, M. L. (2008). Observación y Evaluación del Ambiente de Aprendizaje en Educación Infantil: Dimensiones y Variables a Considerar. Revista Iberoamericana de Educación.

Ruiz-Ahmed, Y. M. (2010). Aprendizaje vicario: Implicaciones educativas en el aula. Revista Digital Para Profesionales de La Enseñanza.

Sánchez, P. (2017). Albert Bandura y su teoría de aprendizaje social. Implicaciones educativas.

Etiquetas

Esteban Alvarez

Diseñador Gráfico y Prof. Sistemas de Información. Soy Dj y productor de música Techno. Adicto a la dosis diaria de arte y cultura.